Año 1635. La Virgen de los Ángeles, Costa Rica

41.virgen de los angeles

El 2 de agosto de 1635, en un lugar llamado “Puebla de los Pardos”, en la provincia de Cartago, una joven mestiza, Juana Pereira, andaba buscando leña. Sobre una piedra, donde nacía un manantial, encontró una muñequita de piedra con un niño en sus brazos y se la llevó. En la tarde del mismo día encontró nuevamente una muñequita. Creyendo que era otra, se la llevó contenta a su casa. Cuando llegó a su hogar notó que la otra imagen no estaba en el lugar donde ella la había dejado. Al día siguiente le volvió a suceder lo mismo, por lo que, asustada, fue donde el párroco, padre Alonso de Sandoval, a contarle lo sucedido. El padre guardó la imagen dentro de un cajón. Al día siguiente, cuando fue a buscarla, ya no estaba.

Juana, al ir a recoger nuevamente leña, vuelve a encontrar la imagen y corre donde el padre Sandoval. Este decide tomar la imagen, llevarla a la iglesia y guardarla en el sagrario. Al día siguiente, al abrir el sagrario, la imagen no estaba. Se va de inmediato a la piedra y ahí la encontró. Comprendió entonces que en esa imagen estaba representada la Virgen María y que Ella quería estar en ese lugar y deseaba que se construyera sobre la piedra una iglesia.
Su color es negro, de ahí el por qué se le llama cariñosamente “La Negrita”.